domingo, marzo 08, 2009

Ladran, luego cabalgamos


Ni gürteles, ni correas,
ni los trajes de Valencia
ni Madrid con su pendencia
harán que en las europeas
nos sobrevengan diarreas;
y aunque digan que espiamos
--en eso somos los amos--
o fuercen expurgaciones
a los nuestros más ladrones,
ladran, luego cabalgamos.

No hay comentarios: