domingo, junio 28, 2009

Paraíso fiscal


Porque tengo lavadora
lavar es mi bendición
que exige dedicación
por parte de servidora,
pues observé en buena hora
que hay un lavado rentable,
es más, hasta canjeable,
y yo canto a este progreso
del oficio que profeso
(y no me pidan que hable).

No hay comentarios: