lunes, septiembre 17, 2018

El fin de los aforamientos

Casado, desaforado,
no oculta su descontento
porque sin aforamientos
lo tiene muy complicado,
pero confía en los Hados
y esa ley ridiculiza,
pues sabe que unas nodrizas
con sus Muy Altas Puñetas
le pasarán la bayeta
a su patraña castiza.

No hay comentarios: